jueves, 3 de mayo de 2007

Los trabajadores tuxpeños alzaron su voz


* Taxistas exigieron esclarecimiento del asesinato de su compañero
* Los del Mercadito urgieron sobre la regularización acordada
* Y trabajadores de la Central de Autobuses exhortaron a ocuparla

Camilo Hernández Santiago/ corresponsal en Tuxpan

Tuxpan, Ver.- Durante el desfile con motivo del Día del Trabajo, no había festejos en el municipio, sino una “lluvia” de demandas ante la problemática en que vive inmersa la clase trabajadora.
Los contingentes desfilaron sobre la avenida Juárez y con mantas así como pancartas manifestaron el clamor generalizado de salarios dignos y de la creación de nuevas fuentes de empleo en el puerto ante el alto índice de desocupados.
Obreros que recordaron a los Mártires de Chicago, Cananea y Río Blanco, demandaron nuevos proyectos de construcción de plataformas marinas, donde puede emplearse la mano de obra local.
Con rostros de preocupación por el deterioro de la economía, insistieron en su petición de empleos bien remunerados para que mejore la calidad de vida de los trabajadores. Y de manera tajante reprobaron el salario mínimo, “porque no sirve para nada”, se leía en una de las mantas que portaban.
Por su parte, el Sindicato de Trabajadores de Radio Taxis, exigió el esclarecimiento del artero asesinato de su compañero, Agustín Mezano, al tiempo de pedir que las concesiones se otorguen a los verdaderos taxistas de Tuxpan.
La Unión Sindical de Puestos Semifijos también demandaron la regularización acordada en el Mercadito “Héroes del 47”, al Alcalde, Jerónimo Folgueras Gordillo. Otros trabajadores solicitaron mayor infraestructura portuaria donde se generen empleos.
Los transportistas requirieron financiamientos blandos para poder modernizar su parque vehicular. Y hubo algunos agradecimientos para el Gobernador del Estado, Fidel Herrera Beltrán por atraer nuevas inversiones a la Entidad Veracruzana que se traducen en trabajo para centenares de personas.
Trabajadores de la Central de Autobuses “José Fernández Gómez”, también aprovecharon para enviar un mensaje a la población porteña: “es tuya ocúpala”, frente al desinterés de buena parte de ciudadanos para tomar su autobús en aquel inmueble localizado sobre el libramiento “Adolfo López Mateos”.
El Sindicato de Empleados Municipales se hizo presente en éste magno desfile del primero de mayo, destacando con su vestimenta de blanco, y siendo encabezado por su dirigente, Carlos Gómez Rodríguez. Cerró con broche de oro la columna el Heroico Cuerpo de Bomberos que se llevó los aplausos de los asistentes en reconocimiento a su cotidiana labor salvando vidas.
El desfile tardó alrededor de una hora, y desde Palacio Municipal lo encabezaron Autoridades Municipales, Civiles, Navales y Militares. No fue el imponente desfile de hace algunos ayeres, por el contrario se veía el desánimo entre la clase trabajadora, seguramente por la difícil situación económica que se vive en todo el país, la incertidumbre de pasar a formar parte de los recortes de trabajadores, y la pérdida de fuerza del sindicalismo en México.