martes, 13 de mayo de 2014

Se mantiene limón en 25 pesos el kilo


* Aún así su costo es muy elevado en comparación a años anteriores

Opción de Veracruz Virtual
Xalapa, Ver.

El precio de limón persa se ha mantenido en 25 pesos por kilo en los últimos 30 días, luego de alcanzar un costo histórico superior a los 60 pesos a inicios del presente año, sostuvo Esteban Valles Martínez, coordinador general de Productores del Sur de Veracruz.
Recordó que anteriormente el kilo de limón persa costaba alrededor de 4 pesos y que su precio subió drásticamente a causa de las afectaciones climatológicas en el país y por la plaga del “Dragón Amarillo” o Huanglongbing que se mantienen en los estados de Colima y Michoacán, considerados entre los principales productores citrícolas.
Comentó que en Martínez de la Torre se cuenta con cercos sanitarios para prevenir que los cítricos se vean afectados por esta plaga, mientras que los citricultores de los municipios de Chinameca, Jáltipan, Soconusco y Oteapan, en la zona sur, cuentan con limón totalmente sano y de calidad para satisfacer las necesidades del mercado local y regional.
Aseguró que en la zona sur del estado no se han detectado casos de cultivos de limón persa afectados por la plaga del “Dragón Amarillo” a la fecha, lo que les permite comercializar sin problema alguno y a buen precio.
Reconoció que más adelante, cuando la cosecha de limón vaya en aumento, el precio de este producto disminuirá notablemente y presentará un desahogo para los consumidores que llegaron a pagar al menos 60 pesos por kilogramo.
Insistió en que los citricultores del sur de la entidad todavía gozan de buenas ventas y utilidades, pues dijo que el precio de 25 pesos por kilo de limón persa es aceptado entre los compradores.
Recordó que hace un par de meses la caja con 30 kilos de limón persa llegó a venderse entre 600 y 700 pesos y que aun así apenas permitía a los productores obtener ingresos suficientes para la conservación de sus plantaciones.
Por último, destacó que la oferta de limón es bien aceptada en aquella región de la entidad, pues presumió que la calidad del producto es inigualable por estar libre de plagas y enfermedades.