viernes, 13 de junio de 2014

Factores ambientales influyen en 30 por ciento de cuadros patológicos: Secretaría de Salud

Opción de Veracruz Virtual 
Xalapa, Veracruz 

El secretario de Salud, Juan Antonio Nemi Dib, dijo que entre un 25 y un 33 por ciento de los cuadros patológicos se encuentran relacionados con desencadenantes ambientales, lo que representa casi la tercera parte del total de casos de las enfermedades.
Al participar en el “Primer Foro de Salud Ambiental” advirtió que es necesario garantizar una mejor calidad del agua y del aire, además de un mejor control de las sustancias peligrosas y de los hábitos no saludables vinculados con el medio ambiente.
Dijo que un ejemplo claro de esta problemática consiste en la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), que tiene como la mayoría de sus víctimas a mujeres indígenas por usar lumbre de leña por carecer de alternativas energéticas en sus hogares.
Sostuvo que ciertas características genéticas se ven ya limitadas y exacerbadas para desarrollar un padecimiento posiblemente detonado por causas ambientales.
Advirtió que en las nuevas generaciones los factores ambientales tienen una incidencia inmediata, clara y directa, lo que limita la calidad de vida de las personas.
Manifestó que de acuerdo con expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), al menos 12 millones de muertes al año ocurren a nivel mundial por cuestiones o enfermedades relacionadas con afectaciones ambientales.
Citó que si la causa de esas patologías tiene qué ver con la forma de vivir es evidente que basta con cambiar los patrones de conducta para mejorar los cuadros patológicos.
Del mismo modo, en entrevista, el secretario de Salud manifestó que el dispositivo que contiene sustancias radiactivas y que fue robado de un centro de investigación en el Estado de México es de muy baja potencia, por lo que en caso de que tuvieran contacto con la población, es poco probable que se registraran afectaciones a la salud.
Además, destacó que el estado cuenta con el mejor equipo de atención a emergencias radiológicas en el país, lo que garantiza que los objetos radiactivos no son amenaza para la entidad en caso de ser detectados en su territorio.
Por último, señaló que no se trata de una bomba de cobalto o de algún artefacto grave que ponga en peligro a la población, no obstante la Secretaría de Salud se mantiene atenta para actuar en caso de que sea necesario.