miércoles, 16 de julio de 2014

Cae precio de la papaya hasta en un 60 por ciento

Opción de Veracruz Virtual
Xalapa, Ver.


El precio de la papaya cayó en un 60 por ciento aproximadamente en los últimos dos meses a causa de la sobreoferta en el mercado nacional, dijeron campesinos de Hidalgotitlán.
Entrevistados en las inmediaciones de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, Rural y Pesca (Sedarpa), detallaron que hasta hace poco el kilogramo de esta fruta se vendía en 9 pesos, mientras que en la actualidad se comercializa en 3.50 pesos por kilo tan sólo en su municipio y la región.
Dijeron que se ha tenido un año atípico completamente en cuanto a los precios, lo que ha mermado en sus ingresos económicos de manera drástica.
El coyotaje es otro factor que daña la economía de los campesinos, quienes ante los bajos precios prefieren vender por mayoreo para recibir ingresos elevados que al final no son más que “pura fantasía”.
Jacinto Javier Hernández Sosa, acompañado de otros tres campesinos de aquella localidad, recordó que en diciembre de 2013 la papaya no tuvo precio y que comenzó a recuperarse en enero de este año para mantenerse con un valor aceptable durante todo ese mes.
Sin embargo, en febrero los costos cayeron al mínimo de venta. Luego vino un repunte en marzo y parte de abril, pero de ahí nuevamente volvieron a la baja y a la fecha no han podido recuperarse.
Manifestó que los bajos precios no permiten completar los costos de producción, lo que en consecuencia provoca dificultades para la manutención de las familias campesinas que viven de papaya.
Según el campesino, por cada hectárea de sembradío de esta fruta se invierten alrededor de 100 mil pesos, sin contar los gastos de empaque y mantenimiento que requieren de otra inversión similar e incluso mayor.
Descartó que esta situación lleve a una crisis grave al sector al reconocer que durante todo el año el precio de la papaya se rige por la oferta y la demanda en el mercado nacional, donde actualmente se cuenta con una sobreproducción.
Los campesinos de Hidalgotitlán acudieron a las oficinas centrales de la Sedarpa para pedir apoyo que les ayude a garantizar una mayor producción.
Sin embargo, tuvieron que regresar a su municipio con las manos vacías, pues aseguraron que los directivos de la Secretaría les negaron la ayuda al sostener que se carece de recursos.