sábado, 5 de julio de 2014

Se manifiestan en contra de operativo vial

Opción de Veracruz Virtual
Xalapa, Ver.

Integrantes del Sindicato Magisterial Veracruzano protestaron en contra del operativo implementado por Seguridad Pública para retirar vehículos estacionados en lugares prohibidos y para denunciar públicamente el abuso de autoridad y constantes atropellos que, según ellos, los oficiales cometen de manera indiscriminada todos los días.
La manifestación se realizó frente a las instalaciones de Tránsito Estatal, donde su dirigente Alonso Polo Villalobos advirtió que los oficiales de esta dependencia y de la Policía Vial arrasan parejo, sin importar que entre los vehículos decomisados se encuentran unidades debidamente estacionadas.
A la manifestación se unieron personas de distintos sectores sociales, quienes además exigieron el cese de abuso de autoridad y constantes atropellos que, señalaron, sufren en todo momento de parte de los oficiales.
Los quejosos fueron escuchados por el director de Tránsito Estatal, Roberto López Santoyo, quien aseguró que cada una de sus demandas sería atendida para evitar que el número de inconformidades se dispare y garantizar un buen servicio de parte de los uniformados.
 Los agraviados también pidieron que se investigue a quién o a quiénes beneficia el operativo, pues al realizarse una serie de arrastres masivos a toda hora den día no descartaron que se trate de un negocio redondo entre concesionarios y autoridades.
Además, dijeron que es inexplicable que la multa por estacionarse en lugar prohibido sea de 64 pesos o de 32 en caso de pagarse en Hacienda del Estado durante los primeros cinco días hábiles posteriores a la infracción, mientras que el arrastre de la grúa, de una empresa particular concesionada, es de 354 pesos, más los días de corralón. Acusaron que además del acoso que sufren de parte de las autoridades de vialidad tienen que enfrentar al realizado por los efectivos de la Policía Estatal, quienes -aseguraron- "también le entran al quite" para intimidar a los automovilistas.
Alonso Polo Villalobos comentó que la mañana del jueves estacionó su automóvil al igual que otros compañeros, sobre la avenida Araucarias, frente a la oficina de nóminas de la Secretaría de Educación. Aseguró que sus unidades no estaban en lugar prohibido y que a pesar de que alcanzaron a los oficiales para evitar el arrastre finalmente los uniformados se llevaron tres carros en grúa.
Dijo que ese mismo día hablaron con Roberto López Santoyo, director de Tránsito del Estado, quien supuestamente reconoció que fue una arbitrariedad y que tanto él como sus compañeros pudieron recoger sus automóviles luego de las 22:30 hora sin realizar pago alguno. Sin embargo, recalcó que el operativo de grúas y toda su estructura y funcionamiento deben ser investigados al recalcar que los oficiales actúan de manera arbitraria y que el monto económico por infracciones, arrastre y corralón, aparenta beneficiar sólo a unos cuantos.