jueves, 21 de agosto de 2014

Judíos y cristianos de Xalapa se unirán en oración este jueves

Opción de Veracruz Virtual
Xalapa, Ver.


El rabino de la Comunidad Judía de Xalapa, Mijael García García, invitó a la población en general a participar en la oración interreligiosa programada para las 20:00 horas de este jueves en la Catedral y alertó sobre la existencia en esta capital de falsos ministros que llegan del extranjero para aprovecharse de la necesidad de los creyentes y despojarlos de sus pertenencias.
Dijo que la oración interreligiosa, entre judíos y cristianos, tiene como fin alcanzar la paz, pues advirtió que durante años se ha sufrido la pérdida de valores y que por ello se carece de una armonía entre familias y comunidades en todo el mundo.
Sostuvo que el evento será esencial para dar un testimonio de unidad en el país y en el mundo, enmarcado por un acercamiento entre judíos y cristianos. Los arzobispos Hipólito Reyes Larios y Sergio Obeso Rivera, presidirán la oración en compañía del padre Rafael González.
El rabino manifestó que es necesario fomentar la paz y reconocer que la violencia no es positiva para la sociedad. Citó como ejemplo la inseguridad que se vive en el estado y los conflictos bélicos en otras partes del mundo, donde niños y personas inocentes han muerto sin razón alguna.
Recalcó que hay una crisis enorme de valores y que por ello no hay paz, lo que obliga a buscar la manera de rescatar los valores humanos no sólo por medio de un discurso religioso, sino además por medio de acciones específicas realizadas por la sociedad.
Abundó que la religión es parte de la solución en busca de la paz anhelada en todo el mundo, por lo que dijo que la oración entre judíos y cristiano es un ejemplo de la unidad y del deseo de vivir todos en una total armonía.
Con relación a los ministros de otras religiones que vienen del extranjero para ofertan a un Dios que llenará un supuesto vacío existencial, advirtió que se trata de personas que sólo buscan la manera de enriquecerse a consta de los demás.
Dijo que esos ministros, en su mayoría de Brasil, operan en todo el mundo y que se han hecho de algunas propiedades con el consentimiento legal de sus seguidores.
Citó que en esta capital, como en otras partes, los ministros se difunden por radio y televisión para asegurar que tienen el don de curar enfermedades graves como la diabetes. La gente cree en ellos y les dan todo lo posible, hasta terminar en la ruina, con la esperanza de curarse.
Sin embargo, el rabino pidió no dejarse llevar por estas personas, pues al obtener todo lo que quieren de manera legal difícilmente pueden ser sancionados por las autoridades.