martes, 10 de marzo de 2015

Ríos Atoyac, Jalcomulco y Pánuco serían privatizados con Ley General de Aguas

Ángel García
Xalapa, Veracruz 

La Ley General de Aguas dará paso a la privatización de los ríos Atoyac, Jalcomulco y Pánuco, lo que obliga a estudiarla de manera exhaustiva y en su caso desecharla, dijo el diputado federal Uriel Flores Aguayo.
En conferencia de prensa, agregó que se trata de una situación preocupante para los veracruzanos al insistir que con ella prácticamente se abren las puertas a la privatización.
Sostuvo que este martes se debatirá la Ley General de Aguas y que por ello es necesario que salga a relucir la sensibilidad y se retire el tema ante la inquietud de académicos y científicos que han advertido las posibles consecuencias.
Citó que al aprobar esta ley el gobierno federal dará autorización a las empresas para que se adueñen de este recurso vital y lo comercialicen, sin tomar en cuenta las afectaciones graves al medio ambiente y a la población.
Recalcó que es necesario alertar que la Ley General de Aguas es perjudicial para Veracruz y que la única beneficiada, de manera inicial, sería la empresa brasileña Odebrecht que pretende hacer suya el agua para continuar con sus negocios.
Citó que en el mundo se cuenta con una defensa enérgica del agua y que por ello en el estado no se dejará de luchar siempre en busca de la conservación y preservación del vital líquido.
Abundó que mientras no se apruebe la ley se mantendrá la esperanza de que no se privatice el agua, por lo que recalcó que es necesaria estudiarla a detalle para evitar complicaciones graves a corto plazo.
En otro tema, el legislador federal perredista También respaldó la decisión del ayuntamiento de poner en marcha foros de información para que los xalapeños conozcan los pro y contra del gasoducto que se pretende instalar en esta capital y parte de Emiliano Zapata y Coatepec.
Reiteró que desde su punto de vista es poco factible y no viable que el proyecto se concrete, pues recalcó que el único y mayor beneficio sería par la empresa Nestlé, en Coatepec.
Por último, garantizó su total apoyo a la lucha que emprenda la ciudadanía para evitar que el proyecto se lleve a cabo.